Perrita muere abrazada a su dueño a causa de la pirotecnia


Una perrita vieja de la familia murió en los brazos de su dueño después de sufrir una serie de ataques de pánico porque no pudo soportar el sonido de los fuegos artificiales.

La propietaria de Magui, Antonella Modasjazh, compartió la desgarradora historia en Facebook:

Ella escribió: “¡Ella era nuestra querida mascota!

Se llamaba Magui y acaba de morir.

Era vieja y estaba aterrorizada por los fuegos artificiales.

No sabíamos dónde ponerla mientras otras personas se estaban divirtiendo, ella estaba pasando por un momento muy malo.

Ella tuvo un ataque, llamamos a todos los veterinarios en Esquel (Argentina) para ayudarnos, pero nadie nos atendió.

La perrita murió en los brazos de mi hijo, rogando que llamara a alguien para ayudarla".

En respuesta a la publicación, varios usuarios indignados respondieron a las organizaciones benéficas que no contestaron el teléfono.

Comentarios

LO MÁS SUAVE DE LA SEMANA