Perro callejero decide unirse a un ultramaratón y termina con un nuevo papá


Todo comenzó durante la "4 Deserts Gobi March " en la cordillera Tian Shaun en marzo de 2016, una carrera a pie de 6 días que recorre 155 millas ( 250 km aprox.) a través del desierto más largo de China.

Al comienzo de la carrera, una perrita sin hogar decidió unirse a los 101 participantes humanos y trotó junto a varios corredores durante un tramo de 23 millas. Dion Leonard, de 41 años, un maratonista extremo de Australia que ha corrido por todo el mundo, había visto al cachorro de pelo corto en el campamento de corredores el primer día; pero no le prestó mucha atención en ese momento.


El día 2 del evento, ella estaba nuevamente en la línea de salida, esta vez al lado de Leonard y mirándolo. "Pensé que esta perrita no iba a durar mucho a mi lado mientras corríamos, pero terminó corriendo todo el día 23 millas de distancia".


Incluso escalando una montaña de 2,000 pies, la perrita siguió a Leonard hasta su tienda de campaña en la base del campamento, y se tumbó a su lado, gruñendo ligeramente a cualquiera que se acercara demasiado a Leonard sin su aprobación. "Y eso fue todo: se había desarrollado un vínculo", dijo.

En honor a la carrera, Leonard nombró a su nueva compañera "Gobi", que rápidamente se convirtió en la mascota de la carrera. Tanto los organizadores como los competidores se tomaron fotos y publicaron en línea sobre Gobi en blogs de carreras y correos electrónicos a amigos y familiares.


El día 3 no fue diferente. Una vez más, Gobi siguió a su nuevo mejor amigo a lo largo del tramo de 26 millas. Sin embargo, tuvo que perderse los días 4 y 5 de la carrera porque el clima se consideró demasiado extremo, las temperaturas se elevaron por encima de los 38°. Sin embargo, Gobi fue transportada en un vehículo con aire acondicionado con los organizadores del evento hasta el punto final para que ella estuviera allí para saludar a Leonard cuando llegara.

En el sexto y último día, Gobi volvió a la carrera. Describiéndose a sí mismo como una persona extremadamente competitiva, Leonard dijo que perdió tiempo porque tuvo que llevar a Gobi a través de varios ríos que eran demasiado anchos para que ella cruzara."Tuve que agarrarla literalmente y sostenerla en mis brazos, mientras trataba de ganar esta carrera".


Perdió tiempo adicional el último día de la carrera porque se detuvo para salvar a un competidor que fue vencido por el calor. La muerte por golpe de calor no es infrecuente. Como tal, se quedó con el corredor hasta que llegó la ayuda. Como resultado, perdió su oportunidad de primer lugar; pero lograron terminar la carrera en segundo lugar juntos como un equipo con Gobi.

En total, Gobi corrió más de la mitad de la carrera de 155 millas, una gran hazaña para cualquier perro. Leonard, que actualmente reside en Escocia, espera poder continuar viajando con Gobi por más tiempo. Sin embargo, obtener un perro para ingresar al Reino Unido es un procedimiento largo y costoso, que requiere exámenes médicos veterinarios exhaustivos y una cuarentena de 4 meses.


A pesar de los desafíos, Leonard se comprometió a adoptar Gobi. La dejó con un amigo de confianza en China y comenzó el proceso para que ambos puedan reunirse nuevamente. Cientos de donantes se ofrecieron como voluntarios para ayudar a cubrir los gastos de llevar a Gobi de vuelta a "casa".

Crédito imágenes: 4Deserts.com / Omni Cai

Comentarios

Publicar un comentario

LO MÁS SUAVE