Perrita de terapia conforta al personal médico en el estrés de la pandemia de COVID-19


La Dra. Susan Ryan no se dio cuenta de lo que estaba compartiendo con el mundo cuando publicó una foto de ella y su perrita de servicio en entrenamiento, Wynn, sentada en el piso del hospital en Rose Medical Center.

"Comencé a recibir mensajes de personas en otros países y me dijeron que estaban muy conmovidos por eso. Cuando sucedió eso solo pensé: Esto está tocando a las personas y están realmente pasando momentos muy duros '", dijo Ryan, médico de emergencias en el Rose Medical Center.


Ryan se ofrece como voluntaria para criar a Wynn a través de Canine Companions for Independence, una organización sin fines de lucro. Ella tiene la tarea de socializar al cachorro y proporcionar capacitación básica antes de que Wynn se vaya a ser entrenada profesionalmente como un perro de servicio.


Ryan regularmente traía a Wynn al hospital antes del brote de COVID-19. Ella dice que ahora, Wynn proporciona un nivel aún mayor de comodidad para el personal.

"Es una presencia muy tranquila. Todos van y la buscan cuando necesitan un minuto extra para acariciarla o acurrucarla", dijo Ryan.

Ella dice que Wynn no parece ser consciente del impacto que está teniendo en el personal del hospital y las personas de todo el mundo. Ryan espera que la foto que se volvió viral continúe ayudando a otros durante este tiempo sin precedentes.


"Es impresionante lo que puede hacer un perro y un vínculo humano para derribar los muros de aislamiento, lo cual es realmente importante en este momento cuando las personas se distancian físicamente", dijo Ryan.
Crédito imágenes: Rose Medical Center


Comentarios

LO MÁS SUAVE DE LA SEMANA