Perrita talentosa vende sus pinturas para recaudar dinero para caridad por el COVID-19


El arte es subjetivo. Lo que una persona podría considerar hermoso, otra persona podría ver solo garabatos coloridos. Sin embargo, hay un tipo de arte en el que todos pueden estar de acuerdo como una obra maestra. Y eso sería cualquier cosa dibujada o pintada por un perro.


Ivy, de 7 años, un pastor australiano de Carolina del Norte es un genio de la pintura. Esta perrita ha aprendido a pintar con pinturas acrílicas. Su dueña ha estado vendiendo sus creaciones para recaudar dinero para organizaciones benéficas que ayudan con la pandemia COVID-19.


Por impresionante que sea esta perrita, pintar no es su único talento. ¡Su dueña, Lisa Kite, una enfermera jubilada, incluso le ha enseñado a abrir y cerrar puertas, tomar bebidas del refrigerador y jugar a Jenga!

Sin embargo, Ivy comenzó su carrera en la pintura después de que Kite le diseñó un pincel especial que podía sostener en su boca. Después de eso, ha estado ocupada pintando y desarrollando su oficio, algo que parece disfrutar especialmente.


Kite ha revelado que Ivy tiende a inclinarse hacia los esquemas de color azul, un hecho que tiene sentido dado que los perros son semi-daltónicos, lo que significa que ven más claramente amarillos, azules y grises. Sin embargo, la forma en que funciona Ivy es que le gusta usar principalmente un tipo de color al día mientras pinta.


Ivy tarda aproximadamente de 3 a 4 semanas en terminar una pintura, y cada pieza se puede vender por hasta $ 500 USD. Por supuesto, que todo se regala a la caridad. Y hasta ahora, Kite ha logrado vender 600-700 pinturas a través de Instagram, lo que significa que las pinturas de Ivy han podido recaudar suficiente dinero para comprar alimentos para la caridad local.

Comentarios

LO MÁS SUAVE DE LA SEMANA