Después de perder a sus gatitos, gata adopta cachorros huérfanos y los cría como propios


Desde el momento en que Kathryn fue encontrada en un apartamento de alquiler vacío, el atigrado naranja ha estado buscando una familia para siempre.

Los nuevos inquilinos que encontraron a la mamá gata pidieron ayuda a Langebaan Animal Care, en Sudáfrica. Pero, desafortunadamente, era demasiado tarde para salvar a los recién nacidos de Kathryn.


Kathryn fue acogida por Izelle Marallich, presidenta de Langebaan Animal Care, donde inmediatamente comenzó a rogar por el amor que había perdido junto con sus gatitos.


"Ella era extremadamente cariñosa y no le tenía miedo a ninguno de mis perros adoptivos: Kathryn caminó hacia ellos y se frotó contra cada uno de ellos", dijo Marallich. “Tenía que acostarse con una persona y aferrarse a ella. Era como si no pudiera tener suficiente amor ".


Pero, incluso con su familia adoptiva, Kathryn todavía lloraba su pasado: "Sin embargo, estaba muy inquieta y lloraba buscando a sus bebés", dijo Marallich, "lo cual fue desgarrador".

La vida de Kathryn cambió una vez más cuando una camada de cachorros huérfanos llegó a la casa. Inmediatamente, Kathryn desarrolló un vínculo con los cachorros, llamándolos cada vez que lloraban por comida. Ella trató de calmar a los cachorros lamiéndolos.


"Estaban un poco confundidos al principio y se alejaban de ella, pero ella fue persistente y siguió acicalandolos", dijo Marallich. "Comenzaron a acostumbrarse a que ella los lamiera y ella simplemente se acostó con ellos y no se apartó de su lado".

Los cachorros se acostumbraron rápidamente a Kathryn y finalmente comenzaron a amamantar. Desde ese momento, Kathryn se sintió completa otra vez.


"Ella dejó de estar inquieta y llorando y simplemente durmió día y noche con ellos", dijo Marallich. “[Ella] incluso comió la comida para cachorros que les dimos. ¡Estaban felices y ella estaba feliz!


Siempre una madre devota, Kathryn dedicó todo su tiempo a cuidar a sus cachorros adoptados.


"Nunca había visto a una mamá tan dedicada y amorosa", agregó Marallich. "¡Ella nunca se apartó de su lado día y noche!"

Desde entonces, los cachorros han encontrado sus hogares para siempre. Y ahora Kathryn tiene dos nuevos bebés que cuidar: un par de gatitos huérfanos que se encontraron abandonados en un campo. Gracias a Kathryn, los gatitos recién nacidos tienen una oportunidad de pelear en la vida.


Marallich se siente increíblemente afortunada de haber encontrado una gata tan maravillosa: "Tiene mucha gente interesada en adoptarla", dijo Marallich, "pero, por ahora, se quedará con nosotros y seguirá siendo una madre amorosa y atenta".
Crédito imágenes: Izelle Marallich


Comentarios

LO MÁS SUAVE DE LA SEMANA