Lirón se mete a un comedero para pájaros, come demasiado y no puede salir por gordo

Después de una comida abundante, las cosas que solían encajar perfectamente pueden sentirse de repente un poco apretadas.

Pregúntele a este lirón hambriento, que se metió en un comedero para pájaros y comió tanto que se atascó.

La criatura pasó dos horas y media en el cilindro de plástico después de atiborrarse de mijo y semillas de girasol, sin inmutarse por los pájaros que picoteaban a su alrededor.

Cheryl Hewins, de 72 años, quien lo encontró en su jardín en la Isla de Wight, dijo: "Me sorprendió ver este lirón regordete en mi comedero para pájaros".

"Me alegro de que haya disfrutado de su comida".

Catherine Holder, del 'Hampshire Dormouse Group', que ayudó a rescatar al animal después de que la Sra. Hewins la contactara en Facebook, agregó: "Cheryl estaba un poco asustada por encontrarlo en su comedero".

"No podía creerlo cuando vi la foto".

"Es bueno que fuera un lirón porque muchas veces la gente piensa que ha visto un lirón y no lo es".

"También pensé que era muy gracioso".

"Fui con ella muy rápidamente y confirmé que era un lirón y le dije que lo llevara a la cubierta de vegetación más cercana en el jardín e intentara dejarlo salir lo antes posible".

"Generalmente no son una especie de jardín y si vienen a los comederos para pájaros será de noche".

"Es bastante inusual que alguien los vea sentados tranquilamente".


Comentarios

LO MÁS SUAVE