Cuervo inteligente aprende a maullar después de ver a una mujer alimentar gatos

Desde que se instaló en su nuevo lugar en Turquía, la amante de los animales Neslihan Orancı ha estado dejando comida en el patio para que coman los gatos locales. Hoy en día, cuando la comida se acaba, los gatos se lo hacen saber, maullando en su puerta para que vuelva a llenar los platos.

Evidentemente, esta rutina no pasó desapercibida. Sin que Neslihan y sus visitantes felinos lo supieran, cierta criatura los había estado observando desde lejos.

Y estaba tomando notas.

Un día, Neslihan estaba en casa cuando ese sonido familiar llegó a su oído: maullidos desde afuera. Parecía que uno de esos gatos hambrientos había llegado para encontrar el plato de comida vacío y ahora le estaba pidiendo más.

Pero, mirando por la ventana, Neslihan descubrió rápidamente que no era un gato. En realidad, era un cuervo que había aprendido inteligentemente a maullar para poder obtener comida gratis también.

"Me sorprendió mucho", dijo Naslihan. "¡Nunca he escuchado a un cuervo maullar como un gato!"

Aquí está ese pequeño imitador en acción:

Después de que el impacto inicial disminuyó, Neslihan, por supuesto, le dio algo de comida al cuervo. Y luego notó que había aprendido otro sonido de gatos.

"Mientras comía, emitió el sonido de un gato enojado, el que hacen los gatos cuando están peleando", dijo Neslihan, "para que cualquier gato alrededor se espantara".

El lenguaje felino del cuervo fue tan convincente que es posible que hubiera estado utilizando esta brillante artimaña durante un tiempo sin que Neslihan se diera cuenta. Aunque a ella no le importa; para ella, él merece ser recompensado por su inteligencia.

"Es muy estimulante", dijo Neslihan. "Los gatos aprendieron a comunicarse con nosotros durante miles de años de domesticación. Pero el cuervo lo aprendió rápidamente y con el mismo beneficio. ¡Parece que podrían decodificar nuestro idioma antes de que comprendamos el suyo!"

Comentarios

LO MÁS SUAVE