Perrita mentirosa finge salir al baño para conseguir un premio

Aunque Dakota tiene casi 12 años, todavía actúa como un cachorro la mayor parte del tiempo. Le encanta conocer gente nueva y tomar siestas, y es feliz casi todo el tiempo. Sin embargo, lo que más le gusta en todo el mundo es la comida.

"Ella actúa como si fuera inocente pero ... es un genio malvado por dentro cuando se trata de comida de cualquier tipo", dijo Cheryl Dorchinsky, la dueña de Dakota.

Cuando la familia consiguió una nueva puerta para perros y quiso enseñarle a Dakota cómo usarla, por supuesto recurrieron a golosinas para ayudarla a animarla. Ella le tenía miedo al principio, pero una vez que se involucraron las golosinas, rápidamente se convirtió en una profesional de puertas para perros y nunca miró hacia atrás.

Sin embargo, una vez que supo cómo usar la puerta para perros, también rápidamente descubrió cómo usarla en su beneficio para engañar a su familia para que le diera golosinas adicionales.

Cada vez que Dakota sale y va al baño, recibe un regalo, así que un día se le ocurrió un plan genial. Decidió comenzar a salir por la puerta de perro, sentarse justo afuera por un rato, luego regresar como si hubiera ido al baño y pidiendo un premio.

Lo que Dakota no consideró es que la puerta de perro es transparente, por lo que su dueña puede verla sentada justo afuera, descaradamente sin ir al baño.

"Al principio le creí, pero luego me pregunté cómo había vuelto tan rápido", dijo Dorchinsky. "Observaba y notaba que ella estaba haciendo eso. Es casi como un niño, ella siempre mira hacia otro lado. ¡Es gracioso!"

A pesar de que Dorchinsky se ha dado cuenta totalmente del engañoso plan, a Dakota no le importa. Ella todavía lo hace todos los días, porque las posibles golosinas valen la pena.

"Parece muy orgullosa de su estafa", dijo Dorchinsky. "No hay vergüenza en el juego de Dakota".

A pesar de saber que Dakota no va al baño la mayor parte del tiempo, Dorchinsky todavía le da golosinas de todos modos. Es difícil decirle que no a esa cara.

"Si no reacciono, me ladra para hacerme saber que se fue al baño (mentirosa)", dijo Dorchinsky. "Ella es adorable y me rindo por completo. ¿Quizás se merece el premio por no ir al baño en el porche?"

Comentarios

LO MÁS SUAVE DE LA SEMANA