Los chalecos anti-coyotes para perros son más punk de lo que imaginas

El chaleco está hecho de Kevlar, el mismo material resistente a los pinchazos que utilizan los policías, y está equipado con púas para evitar picaduras. Cerdas de nailon brillantes unidas a la espalda que hacen que el perro sea más amenazador.

Tan graciosos como se ven los chalecos anti-coyotes, tienen una historia de fondo triste, ya que fueron inventados en 2014 por el residente de San Diego Paul Mott después de que su perro fuera atacado y arrastrado por un coyote, para nunca más ser visto.

Según los testimonios, parece que estos chalecos son bastante efectivos para protegerse de posibles atacantes. Y si puedes proteger a tu mejor amigo y hacer que se vea punk al mismo tiempo, es solo una ventaja adicional.









Comentarios

LO MÁS SUAVE