Esposo va a la peluquería canina y vuelve a casa con el perro equivocado

Era una tarea bastante simple, sin embargo, este padre bien intencionado llamado Rudy Salazar aún se las arregló para errar el blanco.

El otro día, la esposa de Rudy, CoCo, le pidió que recogiera a su adorable cachorro blanco, BooBear, de los peluqueros donde lo había dejado antes. Y eso es lo que hizo.

Bueno, algo así...

Cuando su esposo llegó a casa con el perrito en brazos, CoCo notó algo bastante extraño. El corte de pelo que le habían dado a BooBear parecía haber transformado su apariencia en la de un cachorro completamente diferente.

Pero resulta que en realidad había una muy buena razón para ello.

Papá había agarrado al perro equivocado.

Este es el video tomado momentos después de que se descubrió la verdad:

Da la casualidad de que cuando Rudy llegó a la peluquería, dijo que estaba allí por CoCo. Pero hubo cierta confusión. En lugar de entregarle BooBear, le dieron un perrito blanco diferente, también llamado CoCo.

Y de alguna manera Rudy no se dio cuenta de la confusión, dejando a ambos CoCos comprensiblemente confundidos.

Afortunadamente, al darse cuenta del error, Rudy pudo arreglar las cosas. BooBear pronto regresó a donde pertenece, y también al involuntario cachorro impostor.

BooBear y CoCo se ven vagamente similares, por lo que es difícil culpar a Rudy por el pequeño error. Su esposa ciertamente no:

"¡El mejor marido de todos!" escribió.

Comentarios

LO MÁS SUAVE