Gato está convencido de que su dueña trajo a casa al perro equivocado del peluquero

Conoce a Milly, la gata, y a su hermano perro, Lupim.

La relación de la pareja peluda en casa comenzó un poco difícil, dice su dueña, Amanda Alckmim, pero finalmente se convirtió en algo especial. Milly y Lupim llegaron a amar la compañía del otro.

“Son los mejores amigos”, dijo Alckmim.

Recientemente, sin embargo, un simple viaje al peluquero amenazó con arruinar lo bueno que están pasando Milly y Lupim.

El otro día, Alckmim decidió que las cofias rizadas del pequeño Lupim se habían vuelto demasiado grandes. Entonces, ella arregló que él se hiciera un corte de pelo más limpio, reduciendo significativamente su desgreñamiento.

Mientras tanto, Milly no había captado el mensaje.

Cuando Lupim regresó de la peluquería, luciendo como un cachorro completamente nuevo, Milly pareció considerarlo como tal, aparentemente convencida de que Alckmim había traído a casa al perro equivocado.

Aquí está ese momento en video:

dog

Lupim se veía bastante guapo con su nuevo peinado, pero la reacción gélida de Milly agrió su gran revelación. Ella no lo reconoció.

“Fue súper incómodo”, dijo Alckmim.

Afortunadamente, en poco tiempo, Milly se dio cuenta de que, a pesar de verse diferente, Lupim era su viejo amigo después de todo.

(O, tal vez, que el nuevo perro impostor tenía una personalidad tan parecida a Lupim, que estaba bien con el cambio).

Ahora, a Lupim no solo le encanta su nueva apariencia, sino que ha vuelto a compartir buenos momentos con el gato que más ama.

"Milly se sorprendió al ver a Lupim después del peluquero", dijo Alckmim. "Pero ahora son amigos de nuevo".

Comentarios

LO MÁS SUAVE DE LA SEMANA

LO MÁS POPULAR