Mujer lleva a su perro a un campamento de entrenamiento y se lo regresan incinerado

Una mujer llamada Adriana Mondragón denunció que los entrenadores y organizadores de un campamento canino le habían entregado a su perro, ‘Maple’, cremado en una urna, luego de que ella se los dejara en buen estado de salud a su cuidado.

Lo anterior, debido a que ‘Maple’ tenía dificultad para interactuar con otros perritos, por lo cual, buscaron un entrenador que les pudiera ayudar. Así llegaron con Antonio Ávila López, quien se encargaba de ayudar a su mascota.

Tras ello, los dueños de ‘Maple’ comenzaron a ver una mejoría en su comportamiento y Antonio les ofreció llevarlo de campamento, pues supuestamente le ayudaría a interactuar de una forma más rápida.

“Después de mucho pensarlo, aceptamos. ‘Maple’ volvió a casa. Había aprendido algunas cosas, pero según Antonio, necesitaba reforzar lo aprendido y nos pidió llevárselo 2 semanas más de campamento. Aceptamos de nueva cuenta”, comentó.

Es así que el perrito volvió al entrenamiento el pasado 26 de junio; no obstante, la situación fue completamente diferente, ya que este 8 de julio a la 1 de la madrugada le dijeron que una serpiente había mordido a ‘Maple’.

“Me escribió Valeria Alejandra Juárez Torres, la novia de Antonio, me dijo que él iba de camino al veterinario porque creían que lo había picado una serpiente”, comentó la joven en su Instagram.

Media hora después, le indicaron que lo habían trasladado a otra clínica, ya que en el primer lugar “no contaban con un antiviperino”, el cual, le dijeron “era muy difícil de conseguir”. Además, no les quisieron dar la dirección del veterinario.

No obstante, a las 3:26 de la madrugada le dijeron que ‘Maple’ no había resistido, por lo cual les pidieron nuevamente la dirección, pero ante la negativa, decidió dirigirse al campamento; además, les dijo que no querían que lo cremaran.

Tras ello, la pareja les pidió verse en el Deportivo Xochimilco, lugar en donde les entregaron las cenizas de ‘Maple’ en una urna; además, se negaron a darles explicaciones, la dirección de las clínicas o a mostrarles fotografías.

“No sabemos si es real la manera en la que murió. No sabemos si se lo robaron o qué pasó. Ni siquiera nos entregaron su plaquita. ¿Y saben qué hicieron? Se subieron a su camioneta y se fueron, me bloquearon de WhatsApp”, escribió.

Hasta el momento, Adriana Mondragón no sabe qué es lo que sucedió con ‘Maple’; no obstante, siguen investigando qué es lo que le pudo haber pasado. Por su parte, la página de Instagram del entrenador ya fue eliminada.

“Amábamos a Maple, siempre estaba feliz, sólo tenía problemas al interactuar con otros perritos. Este domingo 10 de julio regresaba. Ya queríamos verlo, queríamos llevarlo al bosque. Pero nada de eso pasó”, indicó la joven.

Comentarios

LO MÁS SUAVE DE LA SEMANA